Seguidores

domingo, noviembre 25, 2007

El óleo blanco de plomo.


El óleo blanco de plomo, conocido también como blanco de plata, albayalde…

Este blanco ya no se fabrica en la mayoría de los países, pues esta prohibido por su toxicidad, pero por si aun tenéis algún bote o tubo, hablemos un poco sobre el blanco de plomo.

Se dice que es un blanco que amarillea con facilidad, es cierto, pero cuando se trataba de pinturas al agua, como el temple por ejemplo.

En pintura al óleo no era un blanco que amarilleara, no lo hacia mas que los otros blancos, en realidad, en la pintura al óleo lo que hace que el blanco amarillee es el aceite secante, como el de linaza. Por ello muchas marcas usan hoy en día aceites menos amarilleantes para los colores claros.
El blanco de albayalde tenía ciertas ventajas, una de ellas es que era muy secante y añadido a los demás colores adelantaba su secado, otra ventaja era que les proporcionaba más elasticidad y resistencia por tanto a los resquebrajamientos.
El famoso especialista en materiales Max Doerner, escribió sobre el blanco de plomo:
Constituye un buen ejercicio añadir a todas las pinturas al óleo, incluso a las empleadas en veladuras, al menos una pequeña cantidad de albayalde, porque el cuadro resulta con ello más uniforme en su estructura, se compensan las tensiones y el secado se realiza más uniformemente.
Yo probé hace unos años, cuando el blanco de plomo no estaba prohibido, pinté este cuadro en Denia, el resultado no sé, no soy quien para juzgarlo, pero puedo asegurar que mientras lo
realizaba me daba perfecta cuenta de la verdad en las palabras de Max Doerner.



Hoy hay marcas que presentan blanco de plomo al mercado, pero en realidad son imitaciones hechas con mezclas de titanio y cinc, véanse por ejemplo las pinturas de Winsor & Newton para comprobar que se trata de imitaciones, que se acercan al tono del autentico blanco de plomo, pero no a sus maravillosas propiedades, pero bueno, de todas maneras la prohibición merece la pena, ya que se trata de un color altamente toxico.

A continuación copio aquí un prospecto publicado por Lefranc cuando esta marca fabricaba el famoso blanco:


Toxico.
Contiene carbonato de plomo básico
Riesgo durante el embarazo de efectos adversos para el feto.
Nocivo por inhalación y por ingestión.
Peligro de efectos acumulativos.
Manténgase lejos de alimentos, bebidas y piensos.
En caso de ingestión, acuda inmediatamente al medico y muéstrele la etiqueta o el embase.
Evítese la exposición – recábense instrucciones especiales antes del uso.
Consérvese bajo llave y manténgase fuera del alcance de los niños.

12 comentarios:

Melba dijo...

Hola, Keaustex,magnífico tema. Gracias.

Salud♥s

Melba dijo...

Disculpa, Kraustex. Salud♥s

kraustex dijo...

Tranquila Melba, no es un nombre fácil.
Gracias a ti por estar tan pendiente de mi trabajo aquí.

Cati dijo...

Muy interesante Kraus, no sabía qe había tanta historia con el blanco.
Graciastmail.com

axel dijo...

muy buen tema.. justo ayer leía en un libro muy loco escrito por Salvador Dalí (50 secretos magicos para pintar, donde hablaba mucho de las propiedades del blanco de plata por su poder para cubrir superficies uniformemente.. auqnue no se recomendaba para las veladuras.
Yo nunca he tenido la suerte de probar pintar con blanco de plomo.. me gustaría conseguir..

Axel

kraustex dijo...

Es un color prohibido, pero siempre pueden quedar restos en alguna tienda o alguna marca que lo fabricase.

etrangerc dijo...

¿como puedo realizar una veladura??
gracias

kraustex dijo...

Una veladura es un color transparente sobre otro color, si ponemos un amarillo transparente sobre un azul, tendremos una mezcla óptica que dará verde;
Esto se puede hacer con cualquier pintura, pero en el caso que nos ocupa, es decir el óleo, hay que tener el color de debajo bien seco (para evitar resquebrajamientos en la pintura posterior)
Sobre el color seco añadimos la veladura para la que haremos un color transparente añadiendo aceite o algún médium para veladuras, hoy se utiliza mucho el “Liquin” pues es un medio que seca muy rápido.
Hay que procurar utilizar colores transparente de por sí, si es posible, por ejemplo si se trata de una veladura blanca, utilizar el blanco de zinc, que es el más transparente, ya que el de titanio es muy opaco y el efecto veladura no sería muy bueno.

JULIAN MAROTO dijo...

Muy interesante Krautex, el blanco de plomo era mas cubriente que el de cinz aunque menos blanco que el de titanio, este ultimo es mi preferido, el carbonato de plomo puede tener tendencia a ennegrecer al reaccionar con los sulfuros presentes en el aire (razón por la que amarillea, sobre todo con la atmósfera actual mas rica en sulfuros por la contaminación) el remedio: una buena capa de barniz, otra reacción es la tendencia a saponificar el aceite de linaza formando linoleato de plomo que es transparente y ese efecto lo encontramos en muchos cuadros de Velazquez, a simple vista se aprecian los pentimentos. Fantástico tu blog!
Un abrazote

kraustex dijo...

Gracias, Julián.
Tus comentarios son muy importantes para mí.
Un abrazote

JULIAN MAROTO dijo...

Perdón XD. Que burro soy! donde puse Krautex quise decir Kraustex y... zinc.
Es una reacción análoga a la de la punta de plata gris plomizo cuando trabajamos con ella, pero... con tiempo y una caña toma un tono sepia oscuro muy bonito, la plata metálica se termina convirtiendo en sulfuro de plata.(a no ser que la protejamos con algún barniz.) Cosas de la química!lo mismo digo de tus comentarios, un placer seguir este interesantisimo blog!

kraustex dijo...

No pasa nada, Julián, lo importante es el contenido de tus mensajes, que son una importante aportación ; )